sexta-feira, 26 de agosto de 2016

La Inteligencia de Irán elimina a un espía de alto nivel


Fuerzas especiales de la Policía iraní.

La Inteligencia de Irán anuncia haber acabado con la vida de un espía de alto nivel que pretendía desestabilizar las fronteras del país persa.

Un tal Abu Hafiz Balushi —Horsham Azizi, según su documento de identidad— ha sido eliminado por efectivos gubernamentales iraníes, según ha revelado este jueves el ministro iraní de Inteligencia, Mahmud Alavi.

“Se ven las huellas de las agencias de espionaje en la creación de ciertos desafíos a la seguridad en las fronteras del país”, ha alertado el ministro iraní, para luego apuntar que Azizi dirigía esas operaciones de los servicios extranjeros de inteligencia en cuestión.

Las mencionadas agencias habían creado 12 equipos y pagaban 500.000 dólares por cada operación, además de ofrecer 3000 dólares mensuales a cada agente, ha detallado Alavi, antes de agregar que en caso de muerte, los familiares debían recibir unos 10.000 dólares.

A juicio del alto funcionario iraní, estos gastos se destinaban a “amenazar la seguridad” del país persa, pero gracias a la vigilancia de las fuerzas iraníes, su plan fue frustrado. Además, Alavi ha advertido de la existencia de una alianza parapolicial semejante a la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) que quiere desafiar la paz en Irán, aunque hasta el momento no ha podido lograr sus objetivos.

Los grupos terroristas y takfiríes presentes alrededor de las fronteras del sudeste y noroeste de Irán carecen de la capacidad de poner en peligro la seguridad del país, ha destacado Alavi, quien ha señalado que esos elementos son sólo "títeres de enemigos y potencias arrogantes", en alusión a planes coordinados de las agencias de inteligencia de EE.UU., el Reino Unido, Arabía Saudí y el régimen israelí.

En los últimos meses, la Inteligencia iraní ha desmantelado varias células terroristas y detenido a sus integrantes, desbaratando así planes para atacar con bomba varios puntos del país. A mediados de abril, el diario kuwaití Alaan recogió declaraciones del destituido príncipe heredero saudí Muqrin bin Abdulaziz Al Saud, en las que este afirmaba que Riad suministra grandes cantidades de municiones a grupos terroristas en Paquistán para llevar a cabo acciones de sabotaje en Irán.

bhr/mla/nal/HispanTv